Segundo Informe del Observatorio Nicaragüense contra la Tortura

Colectivo de Derechos Humanos / Documentos  / Segundo Informe del Observatorio Nicaragüense contra la Tortura
portada II informe Totura

El Colectivo de Derechos Humanos Nicaragua Nunca + (en adelante el Colectivo) comparte el Segundo Informe del Observatorio Nicaragüense contra la Tortura, cuya finalidad es documentar y sistematizar las diferentes prácticas de tortura y violaciones a derechos humanos relacionadas con ésta, a fin de contribuir a los procesos de Memoria, Verdad, y Justicia.

El presente Informe se fundamenta en 47 documentos periodísticos y de organismos internacionales que denuncian situaciones de tortura, así como en 9 testimonios documentados por el Colectivo, dos de los cuales son de víctimas de tortura y tratos crueles e inhumanos cuando les fue impedido el paso a Nicaragua en la frontera de Peñas Blancas, donde más de 500 nicaragüenses sufrieron similar abuso de poder. A partir de esta base se realiza labor de sistematizar y calificar las diferentes situaciones que constituyen tortura.

En primer lugar, se analizará la situación de no acceso a nacionales en el contexto de Covid-19 por la frontera sur (frontera de Costa Rica). Luego se abordarán las tipologías de tortura identificadas en los 7 testimonios documentados. Finalmente, en un tercer apartado se expondrá la sistematización de datos sobre tortura recabados mediante el monitoreo de información pública que lleva a cabo el Observatorio.

La mayoría de víctimas de tortura reflejadas en este informe, han sido privadas arbitrariamente de su libertad por razones políticas, lo cual, de conformidad con el artículo 7. 1. e) del Estatuto de la Corte Penal Internacional constituirían un crimen de lesa humanidad.

Tal como lo ha establecido el Tribunal Penal Internacional para la ex-Yugoslavia, la privación arbitraria de la libertad individual sin que medie un efectivo acceso a las reglas inherentes al debido proceso legal, en tanto forme parte de un ataque sistemático o generalizado contra la población civil, constituye el crimen de encarcelamiento como crimen de lesa humanidad.

Denunciamos a través de este documento las graves violaciones a derechos humanos que sigue cometiendo el Estado de Nicaragua, como parte de un ataque generalizado y sistemático dirigido a la población civil opositora al Gobierno actual. En tal sentido, exigimos la liberación inmediata de las más de 100 personas que aún prevalecen privadas de su libertad de forma arbitraria, incluso desde hace varios años.

portada II informe Totura

Abrir chat
¿Necesitas ayuda?
¡Hola!